12.3.17

El Barón Rojo


Mítico bar-pub de Córdoba del que mis amigos hablan mucho, pero en el que nunca los he encontrado. Al menos desde que vivo muy cerca y soy esporádico, aunque persistente, visitante.

Hoy he “celebrado” allí mi 60 cumpleaños. En la intimidad más íntima: sólo. Y no por cuestiones simbólicas sino por razones prácticas: no tenía ganas de prepararme la cena. De postre me he tomado una porción de tarta de chocolate que me han servido con tenedor de postre, como a un gran amigo le gusta.

He estado primero fuera, por el tabaco, pero el fuerte y frío viento me han llevado a su escueto interior, dónde un joven y desconocido cantautor interpretaba, guitarra en mano, sus melancólicas canciones. Me ha sentado bien.


El nombre del bar me remite a una película que vi hace muchos, muchos años, del mismo nombre que supongo relacionado con este real e histórico personaje: Manfred von Richthofen. Quizás el último caballero de las guerras, que tan poco me gustan.

Aunque quizás el nombre esté más relacionado con la banda española de heavy metal de los años 80. 

7.3.17

Bizarre Love Triangle


Escucho con fruición esta canción de New Order que tanto me anima. Ni que decir tiene que no comprendo enteramente la letra; es principalmente la música lo que me atrae. Pero, en esta semana agraciada que me ha tocado en suerte, no he podido resistir la tentación de traer a colación esta pieza de culto para mí.Me trae gratos recuerdos, ilusiones ilusionantes y felicidad; esa cosa tan escurridiza y fugaz que nos (o me) hace soportar tantas contrariedades y sinsabores que son plato cotidiano de la vida. Esa vida a la que tanto amo.

5.3.17

Exposición SOBREPENSAR



El jueves 2 de marzo, en la librería La República de las Letras, acudí -naturalmente- a la inauguración de esta exposición.

Su contenido está compuesto de pinturas, dibujos y grabados de la joven artista cordobesa Elena Jiménez Pérez de Algaba (Halen).

Acudió un numeroso y variopinto público compuesto de amigos de la autora, familiares, compañeros de estudios, amigos y conocidos míos  (todas personas entrañables). Allí estuvieron el renombrado humorista y caricaturista Antonio Povedano Marrugat (Marpov), el pintor y profesor Paco Salido, el joven compositor villarrense Emilio Arroyo y el escritor y profesor Alberto Monterroso, así como el también profesor e historiador Manuel Toribio, entre otros.

El evento estuvo amenizado por piezas musicales del Romanticismo interpretadas en directo y al piano (generosamente) por el gran amigo Alberto Rubio, profesor de Música en el IES Medina Azahara.

El acto comenzó con unas breves (y nerviosas) palabras de la novel artista (cosa lógica), quien indicó que se trataba de su primera exposición y habló de su diverso contenido: trabajos de sus estudios universitarios de Bellas Artes, gustos y encargos. Agradeció la asistencia de tanto público (como yo lo agradezco infinitamente).

He comentado algunas exposiciones en este blog (todas las que he podido), así como presentaciones de libros. Pero en esta ocasión se trata de algo especial. Cosas de padre…

Desgraciadamente en las postrimerías del evento me enteré de que cierra la última galería de arte que sobrevivía en Córdoba: la de Carmen del Campo.

¿Córdoba capital cultural? …


P.S.: Para quienes la quieran ver, la exposición permanecerá abierta hasta el 30 de marzo.